jueves, 2 de octubre de 2008

TERTULIA: QUÉ NOS UNE A LOS LIBERTEÑOS


La importancia de este espacio de diálogo ciudadano denominado TERTULIA EN LOS TALLANES, permite poner sobre el tapete no solo el intercambio de ideas y las demostraciones afectivas de los participantes, nos lleva incluso a un consenso -que de otra manera- es difícil conseguir porque carecemos de estos espacios públicos.
La pasada tertulia del martes 16 de septiembre, fue algo especial, una tertulia-taller en la que gracias al aporte - como facilitador - del sociólogo César Alva, los participantes pudieron hacer un ejercicio colectivo, sobre que significa para ellos la región La Libertad, y cuáles eran las potencialidades, valores y carencias que veían en su región.
El resultado, casi por consenso es que se identifica a la región con la ciudad de Trujillo. Este centralismo no es gratuito responde a una condición histórica -recordemos que Trujillo fue el nombre de la intendencia creada durante el periodo colonial- a su vez, aquí se fundó la primera Universidad del continente americano, por lo que fue y nos atreveríamos a decir que es el referente cultural e intelectual de lo que hoy conocemos como la macro región norte -Tumbes, Piura, Lambayeque, Cajamarca, Amazonas, San Martín e incluso hasta Maynas o Loreto.
Otros elementos señalados se relacionan a su pasado histórico pre colombino, del cual su símbolo es Chan Chan, y por último la emblemática marinera, es considerada como un referente de La Libertad.
Esta mirada costera, centrista y desde la metrópoli, no deja ver la riqueza de una vasta e innumerable lista de elementos o símbolos que existen en la región, motivo por el cual es necesaria e indispensable una mayor información sobre las bondades de nuestra región.

Nuestras potencialidades:
En valores, a nuestra sociedad la caracteriza: la tolerancia, la amabilidad y el gusto por el arte, la música, la danza y la literatura.
A nivel socio cultural, podemos enorgullecernos de tener grandes figuras literarias, científicas y personajes populares. Igualmente somos ricos en culturas históricas y Patrimonio monumental, así como gastronómico y religioso.
En recursos naturales, tenemos hermosas playas, reservas naturales, aguas termales, humedales y huachaques, así como lagunas por ejemplo la de Sausacocha y Pion; el Parque nacional del Rió Abiseo y el Gran Cañón del Marañón.
En lo económico, el proyecto Chavimochic, el Jequetepeque-Zaña; la microempresa de calzado, la agricultura costeña y alto andina. Por último a nivel político tenemos grandes figuras como José Faustino Sánchez Carrión, Víctor Raúl Haya de la Torre y Luís de la Puente Uceda entre otros.
Es decir los liberteños poseemos muchos recursos a todo nivel por lo que debemos sentirnos orgullosos.

¿Qué es lo que limita nuestra identidad?
Al ser Trujillo un espacio de migrantes lleva a que el comportamiento colectivo tenga diferentes referentes. Por otro lado, su gran crecimiento metropolitano diluye el reconocimiento de elementos y símbolos que identifican a los otros lugares de la región; a esto se suma la escasa información que existe sobre el interior, así como el poco compromiso de actores claves como el gobierno regional y local, el sector educación y los medios de comunicación, unido a la poca responsabilidad ciudadana con el espacio en que vive, contribuye a la fragilidad de la memoria histórica colectiva. Y por último existe una distancia entre el sector político y económico de la realidad regional y de la población por la escasa cultura de diálogo, comunicación y acuerdos.

Tareas y compromisos para fortalecer la identidad liberteña
- A nivel del Gobierno Regional y Local, tienen como tarea el generar procesos de identificación para la construcción de objetivos comunes de desarrollo.
- El Sector educación, debe incorporar en el plan curricular regional el tema de la identidad local y regional. Igualmente promover la práctica de valores como la honradez y honestidad.
- Las Instituciones Culturales, les corresponde promover los valores y elementos de identidad local y regional
- Los Medios de Comunicación, tienen la responsabilidad de difundir y promover acciones de marketing territorial, a su vez divulgar los valores y símbolos que identifican a las comunidades.

En general, todos debemos contribuir a los cambios de actitudes, por ejemplo disminuir el conformismo, a su vez promover y proteger el derecho “ajeno” al libre pensamiento, opinión y decisiones. Es decir tenemos que aprender a respetarnos y vivir en democracia.


Marcela García Guerrero

0 comentarios: