domingo, 10 de febrero de 2013

EL AÑO DE LA SERPIENTE CHINA

Por: Jorge Mariátegui

Hoy sábado 09 de febrero, se inició en la Barrio Chino de Lima, el AÑO DE LA SERPIENTE, con una danza fantástica que concitó a muchos curiosos.

Los jóvenes de seguridad, me dijeron que a las 10 y media aparecerían los dragones. Así que decidí ir de tiendas para buscar, al Buda de la Abundancia, que es un buda panzón, que lleva los brazos sobre su cabeza, con una fuente de alimentos. Las tiendas que lo tenían no abrían, y la que estaba abierta, me dijo la barredora, cuando seque el piso, pasa. Salí y me di con un guardia, que me dijo no sé por dónde saldrá, pero de muy mala gana. Allí en la Calle Capón estaba el local del Club Social Chino, pero no lo encontré con tanto ambulante y tiendas, y bancos.

Me paré en la puerta del Banco Continental sin saber que vería a los dragones en mis propias narices.

A la hora en punto cual ingleses, los chinos entraron reventando una sarta de cuetes, que paralizó a los andantes. En el extremo de Capón, aparecieron unas cabezas de dragones, frente a un banco. Yo pensé que iban a pasar corriendo como hacen los dragones, porque así me dijeron, pero NO. Allí en el fondo se quedaron danzando…pero como yo que estaba en un sitio preferencial no me moví de mi sitio. LUEGO terminaron de bailar por allá y se vinieron para mi sorpresa al Banco Continental, donde estaba esperando hacia diez minutos.

Había tres grupos de dragones, pero de tres en tres. La cabeza es sostenida por un bailarín y la cola por otro pero chiquillo. No solo van bailarines hombres si no también bailarines mujeres, que son las que mejor danzan. Y además hoy, ya no danzan chinos, como antaño, sino andinos. Metidas en esa cabeza que es enorme, salen sudando con el calor de 30 grados que hizo hoy. Y la levantan muy alto y la bajan. La orquesta que va rodando tiene cuatro músicos, unas panderetas metálicas, un gong también metálico, un tambor y otro instrumento metálico. Los tres dragones danzan al compás de la música china y colgado de la puerta del banco había un repollo, el dragón del centro levanta la cabeza para comérselo, hasta que lo desaparece, por supuesto que jalado por sus manos. Las hojas que se cayeron son recogidas por el vulgo, que creen que están bendecidas….ja.ja.ja…OHHHHhhh ignorancia. Luego le abren la puerta del banco…y los tres dragones, se zambullen bailando y sacando la cabeza y moviendo unas orejitas, y abriendo y cerrando la boca que ocupa la mitad de su cara. Había dragones de negro, dorados, plateados, naranjas, con telas brillosas…y las máscaras bellas, con ojos grandes. Salen y se acaba la ceremonia, y luego se van por la Calle Capón buscando, otro establecimiento…así que los seguí, y se fueron al BCP, ya para sorpresa mía…no tenía ningún repollo colgando y el guachimán, cerró las puertas. Los tres dragones y la orquesta bailaban y tocaban y el banco miserable, nada de abrir sus puertas. Hasta que al final abrieron sus puertas, los tres dragones se zambulleron y al toque pensé…mañana retiro mi plata de ese pestífero y ridículo banco. 

Y me fui a comprar el buda de la abundancia…para tener más suerte de la que tuve el año anterior. Y dije es temprano, porque dos de mis amigos TRAIDORES no llegaron…y me vine por las tortuosas calles, llenas de bazares, y esa calle que va a dar al Congreso, vi una tienda que decía “Ricardo Palma” y cuál no sería mi sorpresa una placa, donde decía aquí nació Ricardo Palma. Era una casa bien puesta de dos pisos, para alegría del Palmista de Trujillo, mi amigo Díaz Falconí que le enviaré las fotos apenas me vuelva a comprar mi tercera máquina de fotos. Atravesando hacia el congreso, para visitar los museos del centro.

Pasé a la Avd. Abancay y habían tirado abajo una casa del siglo XVI y me admiré de ver, que era el congreso que haría un nuevo edificio en este local. No se para que michi, tienen esos desalmados, tantos locales. Les cuento que fuera del local Central que es una manzana… en la Ad. Abancay tienen dos edificios, en el Jirón Junín tienen dos edificios más de 8 pisos. En el Jirón Ancash a media cuadra de la Avd. Abancay, había una casa de reposo de las viudas de comerciantes, desde más de un siglo. El local era muy lindo, y tenía un capillita, todo empedrado, y con muchos departamentitos para mujeres que se quedaron sin marido y sin plata…y adivinen, los malditos congresistas también se han apropiado de ese lindo local colonial…y me pregunto...¿dónde habrán botado a las pobres mujeres sin recursos? … descendientes de esas viudas sin dinero, qué almas de tanta bondad les levantaron una vivienda para vivir decentemente y ahora ocupada por los mas odiados del Perú…!!QUE DESHONRA!!!...ME ENCANTARIA QUE ESTE MENSAJE SE LO ENSEÑEN O LO ENVIEN A OTRAS AUTORIDADES Y A LOS DIARIOS….El celu suena y es Pedrito que me dice que de San Borja se vendra para acompañarme en mi periplo cultural. Pasé por donde San Benito de Palermo en San Francisco, le di mis oraciones y rumbo a Palacio de Gobierno, me tope con un último museo inaugurado por mi amiga la Alcaldesa, y es la casa de un vecino del 1600 que se apellidaba BODEGA Y … La casa ha sido remozada, y atrás colinda con el Río Rímac y el muro del final de la ciudad, que colinda con la “muralla de Lima”. Tiene una parte arqueológica donde se han encontrado muchos objetos en los basurales, incluyendo loza fina, hasta de china, cerámica chancay, y cerámica virreinal y hasta de América Central, amén de curiosos objetos de oro. Y Objetos religiosos, con todos estos metales y cerámicas, documentos virreinales, se ha montado un museo en el local de la antigua casa del español que se casó con una alimaña.

Fuimos con Pedrito a visitar el local del antiguo ferrocarril, que hay una expo de autores peruanos sobre literatura maldita. Y nos sentamos cómodamente para tomar unas bebidas heladas, frente por donde pasa el ferrocarril. Pedro me dijo para comer un sanguche en esa esquina famosa, y de allí nos embarcamos en una combi muy cómoda al “Cerro San Cristóbal”, fue una odisea, porque unos palomillas, nos arrojaron un globo, que casi nos baña. Mire Usted subidos junto a la Cruz remozada, que antaño Francisco Pizarro, la coloco para festejar que había ganado una batalla a 4 mil indígenas, tiene un museo en la cúspide.

En la cúspide que es un gigante mirador y desde allí pueden ustedes ver hasta el Océano Pacífico. Lima la horrorosa diría, ves el gran cementerio, los cerros poblados de gente y casas, avenidas, iglesias, y la Isla San Lorenzo y El Frontón, hasta Miraflores Barranco y Chorrillos, junto al Morro Solar. A la espalda, el Río Rímac, turbio y todas las ciudades que crecen a su alrededor y siguiendo sinuosamente como se desliza el Río Hablador. Miles de miles de casas, los cerros todos ocupados, que hacen una horrorosa población de 10 millones. Subidos en la cumbre del San Cristóbal, hoy puedes ver, los 10 millones. Hemos quedado con Pedrito, hacer otras semanas cultura, que les iré narrando. ARREBUA....

0 comentarios: