miércoles, 6 de enero de 2016

LA CUERDA SIEMPRE SE ROMPE POR LO MÁS DÉBIL

LA CUERDA SIEMPRE SE ROMPE POR LO MÁS DÉBIL

Exactamente es lo que estamos viviendo. El 2016 nos sorprende con aumento en todos los servicios: luz, agua y por último los predios. No estamos tomando en cuenta el incremento paulatino que hemos sufrido en los alimentos.
Siempre me he preguntado ¿Por qué cuando los gobiernos tienen problemas económicos, le lanzan la pelota a los ciudadanos? Ojo, esto no es solo un problema del Perú, esto se da en todos los países. Ante las crisis económicas se incrementan los despidos, en Europa, tienen para consolarlos un sueldo o un apoyo a los desocupados, pero esa no es la solución. Tenemos que reconocer que es parte del sistema, este, que tanto han defendido nuestros gobiernos democráticos, en el que la prioridad número uno es la economía, y tienen razón, pero dejaron de lado el componente social, que es a la larga lo que importa.
Ahora nos encontramos con una sorpresa, nuestra autoridad local, ha decidido con el apoyo de  sus concejales, aunque no la mayoría - pues él tuvo que dar el voto dirimente- incrementar los arbitrios públicos. Siempre le pedimos un gesto, un gesto que la población interprete que la autoridad se ocupa de ellos, se preocupa por ellos, inclusive en un comunicado que se le hizo llegar a través de la mesa del Centro histórico del PATRONATO TRUJILLO ¡AHORA! se le solicitaba que a los propietarios de las casonas que tenían que invertir para la protección de las mismas, por un tiempo se les reduzca los arbitrios, y que además ayude promoviendo gestionar ante los entes financieros créditos blandos para que estos puedan proteger sus propiedades, muchas de ellas patrimonio histórico. Nunca se tuvo  respuesta a esta sugerencia, la respuesta nos vino hace pocos días con un gesto que la mayoría siente que una vez más los ciudadanos tenemos que sostener las arcas municipales; es decir, sostener su poca capacidad de gestión.
Suponemos que hay estudios que sustenten esta medida, así como conocemos otras propuestas hechas entre otros por el decano del colegio de Contadores. Lo salomónico nos parece escuchar a los dos, para poder tener la claridad, el conocimiento y decidir acciones al respecto. Porque el gobierno de una ciudad se hace tomando en cuenta la opinión de la sociedad civil. Esperemos que la razón y el derecho se impongan. Y que nuevamente la cuerda no se rompa por el lado más débil.

MARCELA GARCÍA GUERRERO
PRESIDENTA PATRONATO TRUJILLO ¡AHORA!

04 de enero de 2016

0 comentarios: